Reto 365, algunos consejos

Reto 365Somebody

Un “365” es un reto fotográfico consistente en hacer una foto al día durante un año. Total 365 fotos, si el año no es bisiesto, claro.

El reto se puede empezar el 1 de enero y cubrir así el año completo. Pero también se puede empezar en cualquier otro día del año, con tal de llevar bien la cuenta y acabar un año más tarde.

En el momento de escribir estas líneas yo mismo estoy involucrado en un “365”. Es el segundo en el que me embarco, así que ya tengo algo de experiencia. Y eso es lo que me motiva a escribir sobre este tipo de entretenimientos.

Hacer una foto diaria no es difícil, pero tampoco es tan fácil. El problema es más de constancia y de organización. En esta ocasión voy a dar algunas ideas que pueden hacer más llevadero el trabajo de fotografiar día a día.

Una foto diaria puede impulsar tu fotografía pero no te asegura que te hagas mejor fotógrafo. Lo que sí está claro es que después del reto no volverás a ser el mismo. La experiencia acumulada es algo que no se paga con dinero.

Constancia.

Todos empezamos con muchas ganas, pero poco a poco vamos perdiendo fuerza. Pasa lo mismo con todas las resoluciones que tomamos a principio de año o a principio de curso. Dejar de fumar, hacer ejercicio, aprender idiomas, los primeros días lo cogemos con energía y decisión. Lo difícil es mantener la energía durante un periodo de tiempo largo.

Por eso lo mejor es acometer el reto en grupo. La mirada de los compañeros te obliga a seguir, a no defraudarles. Empezar solo es mucho más difícil y requiere cantidades superiores de moral. Si lo hacemos entre varios parece que la carga se distribuye y es menos pesada. Además, las ideas de los demás nos pueden inspirar para nuestros propios trabajos.

Así que el primer punto es encontrar el grupo. Si no dispones de un grupo de amigos que te secunden, siempre puedes apuntarte a alguno de los múltiples grupos de flickr especializados en estos menesteres.

Organización.

El trabajo de hacer una foto cada día tiene que resultar sencillo y fácil. De lo contrario dejará de ser un placer para convertirse en una obligación. Tenemos que tener, ante todo, la herramienta dispuesta y engrasada. Una opción es llevar la cámara con nosotros todo el día. Pero eso no siempre es posible. En algunas profesiones o actividades es complicado tener una cámara y más aún utilizarla. Mientras que en otras no es un problema. En cualquier caso, en los tiempos que corren, todo el mundo lleva una cámara a mano durante todo el día: la cámara del movil.

Utilizar el movil es un recurso que nos puede salvar el día. Las fotos no serán de la misma calidad, pero nos permitirá captar el momento (que de otra forma no hubiéramos podido captar) y, en todo caso, siempre nos permite centrarnos en el encuadre y la composición. La del movil es también una cámara y el buen fotógrafo debe ser capaz de trabajar con todo tipo de herramientas.

En cuanto a la cámara “seria”, debemos procurar tener siempre disponibles tarjetas vacías y baterías llenas. Una buena práctica es tener repuestos: una batería de repuesto siempre cargada y una o varias tarjetas de memoria de repuesto, vacías.

El tema.

Este es un problema que cada uno solventará de forma diferente. Una posibilidad es sacar siempre un mismo tema, ya sean autorretratos o un paisaje desde el mismo punto de vista (para ver la evolución a lo largo del año) o de nuestra rutina diaria, comida, trabajo etc. Pero para eso hay que tener un nivel alto de paciencia, puesto que después de unas semanas es fácil que acabemos aburriéndonos de fotografiar siempre lo mismo.

La otra es “inventar” un tema cada día. Habrá días que estemos más iluminados y se nos ocurran cosas que fotografiar, y otros que no encontraremos nada que nos apetezca. En cuyo caso sería bueno ir apuntando ideas para tener un buen “fondo de armario” para los días de sequía.

Mirar revistas, navegar por internet o ver la tele pueden ser fuentes de inspiración para nuestra foto diaria. También observar el trabajo de los compañeros de aventura aportará ideas.

El momento.

Es importante reservar un momento al día para hacer la foto. No nos llevará más de un cuarto de hora o veinte minutos, pero tenemos que reservar ese tiempo o estaremos perdidos. Lo mejor es planificarlo lo ante posible en el día. Para tener margen de maniobra en caso de que surjan problemas. Si planificamos hacer la foto a las 11:45 de la noche y se nos pasa la hora, no tendremos una segunda oportunidad.

Pasadas las primeras semanas conseguiremos tener una rutina que nos va a permitir encajar la foto del día entre nuestras tareas cotidianas.

Procesado.

Si tardamos cinco minutos en hacer la foto y una hora en procesarla, no vamos a poder acabar el reto. A no ser que dispongamos de todo el día para dedicarlo a nuestra afición. Jubilados aparte, no es precisamente el signo de nuestro tiempo, la abundancia de tiempo libre.

Como la foto del día tiene que llevarnos poco tiempo, todo el proceso debe ser rapidísimo. En algunas ocasiones lo ideal será obtener la foto final ya en la cámara. Disparando en jpg y haciendo muchas tomas en la sesión podremos asegurar una foto “decente” y bastante inmediata.

Si no podemos renunciar al procesado, debemos simplificarlo al máximo. Primero la selección, debemos hacerla de forma rápida: desechando enseguida las tomas peores y centrándonos en las más nítidas, las mejor expuestas y las mejor encuadradas.

Con un poco de práctica lo haremos a la velocidad del rayo.

El procesado debe ser también muy rápido. Debemos tener la foto lista en menos de un minuto. Para ello habremos de utilizar todos los automatismos posibles: presets, acciones, ajustes automáticos. Y entrenar para aplicarlos sin pararnos a pensar.

Esa rapidez básica nos perimitirá solventar la foto del día cuando no tengamos casi ni tiempo material. Pero también nos permitirá disponer de más posibilidades el día que no vayamos tan apurados de tiempo.

Al final tendremos una rutina de procesado rápido que nos será de mucha utilidad en el futuro.

Publicación.

El siguiente paso es subir la foto al sitio donde vamos a compartirla. El fin del reto y la prueba de que lo estamos consiguiendo radica en mostrar nuestro trabajo. De nada sirve hacer una foto al día si no hay nadie que lo valore. Como ya he dicho antes, el reto en grupo es más llevadero. Pero además es que parte del premio es el hecho de compartir nuestro trabajo con los colegas.

Podemos subir nuestras fotos diarias a un grupo de flickr, que es lo más sencillo y usual. O a un foro de fotografía en el que se haya planteado este reto. O compartir un blog con otros participnates.

Sea cual sea el medio de publicación, lo importante es mostrar el resultado. Nuestro público disfrutará con nuestro esfuerzo y nosotros nos veremos estimulados a darles su ración diaria.

Calidad

No hay que prescindir de la calidad. Un error en el que podemos caer es el de subir “cualquier cosa” con tal de cumplir el reto. Si bajamos el listón, estaremos más cerca de abandonar el reto. Es posible que pasemos más de una etapa de falta de ideas o de dificultad: pero eso no nos ha de servir más que para intentar mejorar en la siguiente entrega.

Seguramente haremos muchas fotos malas y muchas regulares, pero no debemos rendirnos y hemos de tratar de buscar la salida a la crisis con un “fotón”. Siempre hay salida. Si la foto de hoy es un poco peor, la de mañana será un poco mejor.

Resumen de consejos:

1.-Busca compañía, el reto es más divertido si lo haces acompañado.

2.-Lleva la cámara siempre contigo, y si no, usa la del movil.

3.-Ten la herramienta siempre dispuesta. Recarga baterías y limpia tarjetas.

4.-Prepara un tema que te pueda dar juego los 365 días.

5.-Apunta las ideas cuando te vengan, tal vez otro día las necesites.

6.-Reserva un hueco en tu rutina diaria para la foto del día.

7.-No te compliques la vida, el procesado no debe llevarte más de unos minutos.

8.-No te olvides de compartir tu trabajo. Súbelo cuanto antes a la web.

9.-Sé exigente contigo mismo, busca la calidad.

10.-Ánimo y al toro. Tú puedes.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s